29.2.08

Palabras

Después de un mes casi sin palabras, pensaba que iba a ser más fácil retomar el hilo, que me saldrían a borbotones pero creo que voy a necesitar un periodo de adaptación. Por lo pronto os dejo una lista de las muchas palabras leídas últimamente:


De nuestros países vecinos, siempre tan desconocidos...

-
La noche del pecado de Tahar Ben Jelloun. A excepción de los libros de Fatema Mernissi ésta es la primera novela marroquí que leo, me ha gustado aunque me costó engancharme a la historia, reconozco que ha sido más una novela de “sensaciones” que otra cosa, pero ha merecido la pena.

-
Te echo de menos de Inês Pedrosa. Es la segunda novela que leo de esta autora y me ha gustado muchísimo. La trama me parece muy original, dos monólogos entrecruzados entre un vivo y una muerta, una reconstrucción de su amistad y de sus vidas. Pero además me parecen interesantísimos los temas que trata, es desde luego una novela para leer con calma, sin prisas.


Novedades:

-
La ladrona de libros de Markus Zusak. Reconozco que empecé este libro porque me lo recomendó Alcheme aunque tenía mis reticencias...evito siempre que puedo el tema de la Segunda Guerra Mundial y la Alemania nazi. Aún así, lo pedí a la biblioteca y he de decir que no me ha terminado de enganchar, no he conseguido encariñarme del todo con los personajes quizás porque el tema de fondo me hace sentir mal, realmente no acierto a comprender cómo fui capaz de leer El diario de Ana Frank con catorce años, lo leí y me gustó, pero creo que me marcó para siempre.


Relecturas...no hay nada como el placer de releer un buen libro:

-
Mi nombre es Sei Shonagon de Jan Blensdorf. Libro ideal para leer una tarde de lluvia con un buen té...es una historia pequeña pero llena de detalles que, a las apasionadas del país nipón, encantará.


- Yo, la Divina de Rabih Alameddine. Me encanta este libro, no es sólo entretenido sino que además su estructura basada sólo en primeros capítulos me parece genial. Asimismo, este libro, confirma mi teoría de que no hay que ser mujer para escribir sobre mujeres (o a la inversa) sino que hay que ser un buen escritor, un profesional de las palabras...lo demás son historias.

Etiquetas:

2 Comments:

Blogger Laurix said...

Cada vez que veo entradas como la tuya voy apuntando libros para leer. Son una buena fuente de "inspiración"

8:34 p. m.  
Blogger Pilar said...

Hmmm, curioso. La ladrona de libros me llegó el otro día, la tengo en cola hasta que acabe otro par de libros que tengo por en medio. también leí el diario de Ana Frank con 12 años, y también me gusto mucho. Pienso que debió ser que a esa edad veía ese época horrible como algo inmaterial y lejana. Bendita ignorancia.

9:14 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home